lunes, 13 de septiembre de 2010

Los hijos de los nuevos españoles



Mis chicas, mis tres niñas ya van al cole aquí en Oviedo y están muy contentas. El futuro ya es el presente... y me voy a explicar.

En España nos hemos ido convirtiendo poco a poco en un país sin niños, por pura comodidad y egoísmo... algunas personas han esperado tanto que al final se tienen que conformar con el tópico: "Estamos muy bien sin niños" vamos donde queremos y hacemos lo que nos apetece. Pues bien, además seguramente acabarán mas sólos que la una menos cuarto.

En Asturias, (no me preguntes por qué) es la región española con menos niños y éste año, estamos viviendo un fenómeno digno de comentar.... Y digo digno porque me encanta que mis hijas compartan clase con niños de cualquier país.

En el patio del cole, la mayor parte de las personas son sudamericanas, algunos rumanos, africanos y también chinos. Y repito que lejos de sentirme extranjero me siento uno más.

Lo que realmente choca es que de 20 niños en una clase, sólamente 2 (entre ellos mis hijas) son españoles de padres españoles.

Esto sólo acaba de comenzar, y a mí lo que realmente me preocupa es la felicidad de mis hijas y nada más. Y no creo que eso dependa de la genética de un niño.

Pero existen otros colegios, que no quiero ni saber cuáles son; que para no admitir a inmigrantes dicen no tener plaza... ésto sí es puro racísmo y cinísmo.

Recuerdo el año pasado en Zaragoza, a unos buenos padres jovencísimos y educadísimos de Sudamérica que compartimos algunas cositas de las niñas, compañeras en clase y amiguitas.
Se portaron maravillosamente bien con nosotros, agradeciendo con lo que nunca pudimos esperar de ningún español.Por cierto esa pareja y sus adorables tesoros, tuvieron que volver a su país, desilusionados,con lágrimas en los ojos, pero con nuevos objetivos en su tierra.

Ante una sociedad que nadie se aguanta, donde prima el egoísmo y el dinero, ausencia de escrúpulos. Gente capaz de robarte el pan de tu propia familia sin pestañear...
Me alegra compartir con quienes valoran la paz y el aire que se respira. La pureza de un vaso de agua y la comodidad y el sentimiento de protección.


1 comentario:

  1. Ciertamente la riqueza cultural en el colegio se ha de notar.

    ResponderEliminar